Vintage

Pegaso Negro V1 Vintage 1987




 "Desde el infierno de la Isla de la Reina de la Muerte, Ikki, el resucitado Caballero del Fenix, hace uso de un feroz odio...

...Él, convertido al mal, controla a los Caballeros Negros que han robado la Armadura de Sagitario durante la celebración del Torneo Galáctico."

Esta sencilla leyenda sirve a modo de presentación de uno de los sets más cotizados y perseguidos por los coleccionistas de figuras clásicas: el set de Black Saints o Caballeros Negros. La edición limitada a 12.000 unidades de cada uno de estos Reyes de la Oscuridad y la escasa publicidad que los referencia, dota de cierto aire de misterio el limitadísimo número de estas figuras comercializadas unicamente en Japón durante la primera Campaña Premium dedicada a la Armadura de Sagitario. Esta en concreto, Pegaso Negro, fue comercializada al precio de 1.980 yens, alejándose bastante de las cantidades que se pueden llegar a pagar hoy en dia por un Black Saint, que junto a Fenix Negro y por su especiales características, pasa por ser el más cotizado.

Como ya hemos apuntado anteriormente, su lanzamiento dentro de la Present Campaign de Sagitario Presento implicaba el recorte de los cupones de la parte posterior de las cajas que contenían estas unidades, los cuales eran validos unicamente para dicha campaña. Recordemos que la primera Campaña Premium se extendió hasta principios de Junio, motivo por el cual encontramos muchas de estas figuras con el cupón recortado, vestigio de ser considerado en su día un mero juguete de quince dolares más que un articulo de coleccionismo extremadamente limitado.

El diseño de la propia caja muestra la figura armada portando el cinturón de la armadura de Sagitario. Detrás podemos observar ilustraciones que recrean el mítico combate entre Seiya y su antagonista.

La armadura metálica se caracteriza por un elegante color negro en tono mate, diferente del tono más brillante que presenta la reedición actual. Destacan a su vez el peto y el casco, fabricados en plástico, junto a los adornos que se acoplan al mismo y que vienen anclados a un arbol de cuatro grapas con dos pares repetidos. Es este conjunto de cuatro piezas el aspecto que puede marcar la diferencia en la cotización de un Black Pegasus, siendo lo mas normal el encontrarlas desunidas, señal inequivoca de que la armadura nunca ha sido montada.

Añadir Comentario